jueves, 2 de mayo de 2013

EL CEREBRO TIENE SEXO

 El órgano sexual más importante es el cerebro. Las investigaciones cientificas sobre los factores que inciden en el deseo y en la respuesta sexual han determinado que el verdadero órgano sexual es el cerebro y no los genitales como siempre se ha dicho.
"El mayor y más potente organo sexual no está entre las piernas de hombres y mujeres, sino detrás de las orejas" ha dicho Jonh Money, neuroendocrinólogo de la Universidad de Jonh Hopkins de Baltimore (EEUU). Es decir los genitales serían meros órganos de evacuación de líquidos sino fuera porque el cerebro incide sobre ellos enviándoles estímulos hormonales que alteran nuestros instintos. Nuestra excitación se despierta con determinados olores, sabores incluso sonidos, y desde el cerebro parten señales que inducen a la erección. El proceso de erección es el resultado de una serie de eventos en los que interviene el sistema  nervioso central.

La doctora Louann Brizendine, Neurobiologa de la Universidad de California, es una de las personas que más sabe del mundo sobre la influencia de las hormonas en el cerebro femenino y en el centro específico para mujeres que dirige, lleva años investigando los cambios de humor, la ansiedad o las disfunciones sexuales asociados a los niveles hormonales y voy a resumiros algunas claves para comprender algunas cosas que parecen inexplicables. Todos empezamos siendo mujeres, esta frase seguro que no les gusta a los misóginos pero es científícamente cierta. Durante las primeras ocho semanas de embarazo todos los embriones son iguales, los circuitos neuronales son de tipo femenino. Los genes son iguales en hombres que en mujeres, pero las mujeres tenemos dos cromosomas XX y el hombre posee cromosomas XY. El pequeño cromosoma Y es el responsable de las diferencias de todas las células del cuerpo. Existe un periodo en los bebes masculinos entre los 6 o 9 meses, muy interesante, que los científicos llaman " pubertad infantil" en donde la testosterona aumenta muchísimo en cambio en las niñas dura hasta los 24 meses y los ovarios liberan mucho estrógeno al cerebro. Además está demostrado que  existen diferencias de conductas entre los diferentes sexos, se han hecho pruebas dando a un niño una muñeca como juguete que le quitó los brazos y los utilizo como lanzas para la lucha en lugar de peinarla o jugar con ella como lo haría una niña.. Los niños normalmente juegan con juegos violentos o bruscos mientras que las niñas tienen juegos más fantasiosos en los que asignan roles, por ejemplo: Vamos a jugar a que tú eres el médico y yo la enfermera.
En todas las culturas hay constancia de la diferencia entre los juegos de niños y niñas. Y en la adolescencia se eleva el nivel de testosterona en los chicos y empiezan a tener fantasías con los cuerpos de las chicas, y a las chicas se les eleva el nivel de estrogenos y empiezan a ser atractivas para los chicos y se pasan horas mirándose al espejo viendo que hacer para atraer al sexo opuesto. Especialmente dos días antes de la ovulación la mujer coquetea más para atraer el interés del hombre. Instinto de reproducción.
En cambio en situaciones de estrés afecta de diferente forma en el hombre que en la mujer.
Cuando el hombre se encuentra estresado o preocupado su apetito sexual aumenta (su fin biológico únicamente es  depositar) a diferencia de la mujer que disminuye ( su fin biológico es reproducir y piensa en un posible embarazo y como sacar adelante ese bebe). Con ésta última diferencia se ve claramente que el cerebro tiene sexo pues depende de lo que tengas en el cerebro en ese momento tendrás una actitud sexual diferente.
Espero os haya resultado interesante esta nueva entrada de mi blog, no te olvides hacer cick +1 si te ha gustado o  puedes dejar tus comentarios.
Gracias por seguirme y Hasta Pronto.